¿CUÁLES SON LOS 10 PRINCIPALES RIESGOS GLOBALES QUE ENFRENTAN LAS ORGANIZACIONES ACTUALMENTE? 

El comercio, la tecnología, el clima y la estabilidad de la fuerza laboral son algunos riesgos con los que tienen que lidiar los líderes empresariales. Es importante conocer los 10 principales riesgos que enfrentan las organizaciones para responder a estos desafíos.

De que el mundo es más volátil y el entorno macroeconómico en el que deben gestionarse los riesgos está en constante cambio es una verdad indiscutible. Es más, la velocidad del riesgo que, en muchas áreas fue desencadenada por la pandemia, continúa intensificándose y forjando una mayor interconectividad entre los riesgos.

A medida que las organizaciones se exponen a riesgos individuales, también aumentan las conexiones entre ellos. Por ejemplo, si los líderes empresariales sienten el impacto del costo del desafío del capital humano, la realidad es que el riesgo de las personas intensifica todos los demás riesgos importantes.

Pero, ¿cómo responden las organizaciones a estos desafíos? Para averiguarlo, AON realizó su Encuesta Global de Riesgos 2023, que incluso brinda sugerencias sobre cómo ayudar a mitigarlos. ¡Demos un vistazo!

  1. ATAQUE CIBERNÉTICO O FILTRACIÓN DE DATOS

Es el primer riesgo que enfrentan las organizaciones y la encuesta prevé que guarde esa posición en 2026.

Este tipo de amenazas se ha vuelto más frecuentes, sofisticadas y graves en los últimos cuatro años, con daños a la reputación y financieros hasta el compromiso de operaciones críticas. Como muestra, 18% de los encuestados sufrió una pérdida por un ataque cibernético o una violación de datos, y 89% indicaron que tienen planes de responder al riesgo.

Para mitigar el impacto de un riesgo de este tipo, AON sugiere:

  • Identificar y evaluar el riesgo cibernético.
  • Mitigar el riesgo cibernético.
  • Preparar la respuesta y recuperación de incidentes cibernéticos.
  • Transferir el riesgo cibernético.
  1. INTERRUPCIÓN DEL NEGOCIO

Desde el 2° mayor riesgo que encaran las organizaciones, la encuesta predice que caerá al 6° lugar para 2026.

Este riesgo se define como la pérdida de ingresos o ganancias cuando las operaciones de la firma se suspenden o reducen a causa de una pérdida directa o indirecta como, por ejemplo, daños a la propiedad o un ataque cibernético. Según el estudio, aunque 74% de los encuestados dijo estar preparados para una interrupción del negocio, 32% sufrió una pérdida en los últimos 12 meses.

Para mitigar el impacto de una interrupción de negocio, AON propone:

  • Revisar y actualizar periódicamente los planes de gestión de crisis y continuidad del negocio.
  • Optar por el abastecimiento múltiple para reducir el riesgo de interrupción de la cadena de suministro.
  • Mantener una póliza de seguro entre los planes de reacción a incidentes, para cubrir pérdidas y proteger activos.
  • Si se produce una pérdida, mitigar sus efectos, manteniendo las operaciones comerciales, asegurando los medios para continuar el trabajo y centrarse en la recuperación.
  1. DESACELERACIÓN ECONÓMICA O RECUPERACIÓN LENTA

De acuerdo a la encuesta de AON, se prevé que del 3° pase a ser el 2° riesgo más crítico para 2026.

Este riesgo se describe como una desaceleración de la economía que afecta la capacidad de los clientes para comprar productos o servicios, lo que a su vez afecta a su oferta y demanda. En este aspecto, el estudio revela que 55% de los encuestados sufrieron pérdidas por la desaceleración económica o lenta recuperación, y que solo 40% tenía planes para responder a ese riesgo.

Para mitigar el impacto de este riesgo, AON propone:

  • Mayores reservas de efectivo y/o una estrategia de capital modificada.
  • Planificación de la fuerza laboral.
  • Mayor enfoque en los riesgos empresariales interconectados.
  • Diversificación, desde las estrategias de inversión hasta las cadenas de suministros.
  1. NO ATRAER O RETENER A LOS MEJORES TALENTOS

Hoy en día es el 4° mayor riesgo y, a decir de AON, se sostendrá en esa posición en 2026.

Los empleados con gran desempeño y talento son el alma de una organización y aportan habilidades, capacidades, perspectivas, creatividad e innovación. Así que las empresas que no logran atraerlos y retenerlos pueden tener dificultades para mantener su desempeño. Sobre este riesgo, la encuesta develó que 33% de los encuestados estaban preparados para enfrentarlos, y solo 62% dijo que había sufrido pérdidas por la falta de atracción o retención de talento.

Para mitigar este impacto, AON propone:

  • Buscar el equilibrio entre invertir en la fuerza laboral y mantener los salarios, beneficios y otros costos dentro de un rango manejable.
  • Hacer una propuesta de valor del empleador personalizada.
  1. CAMBIOS REGULATORIOS O LEGISLATIVOS

A la fecha, permanece en el 5° lugar y AON estima que se mantendrá en ese sitio para 2026.

En respuesta a problemas sobre seguridad pública, tendencias del mercado o desafíos sociales y ambientales emergentes, un gobierno u organismo regulador puede introducir nuevas leyes y normas o actualizar las existentes, impactando al entorno empresarial, lo que afecta desde costos operativos hasta la dinámica, alterando el panorama competitivo.

Sobre este tema, la encuesta reveló que 26% de los encuestados sufrió una pérdida por cambios regulatorios o legislativos, y 50% dijo que tenía planes para responder al riesgo.

Para mitigar este AON sugiere:

  • Mantener a las organizaciones al día con la evolución del entorno regulatorio.
  • Influir en el desarrollo, aprobación e implementación de nuevas leyes y regulaciones.
  • Comunicar claro y rápido a todos los empleados el nuevo entorno regulatorio.
  1. FALLA EN LA CADENA DE SUMINISTRO O DISTRIBUCIÓN

Según la encuesta, este riesgo caerá desde un 6° lugar actual hasta el 13° sitio para 2026.

La cadena de suministro o distribución falla cuando el abastecimiento de productos básicos, ingredientes o componentes no pueden satisfacer picos no convencionales en la demanda. AON señala que 43% de sus encuestados sufrió este riesgo, pese a que 63% de ellos tenían planes para responder a él.

Para mitigar este impacto, AON propone:

  • Poner a la cadena de suministro como la piedra angular para atenuar el riesgo.
  • Tomar decisiones sobre inversiones en resiliencia y adecuación de la cobertura de seguros.
  • Gestionar los riesgos conectando a los profesionales de riesgos y seguros con todos los profesionales de la empresa.
  1. PRECIO DE LAS MATERIAS PRIMAS O ESCASEZ DE MATERIALES

Desde el 7° sitio, AON predice que este riesgo subirá al lugar 3° para 2026.

Ya se ha visto que el alza en el precio de las materias primas o su escasez afecta la rentabilidad de una empresa y tienen implicaciones posteriores como la interrupción del negocio. La encuesta deja ver que 64% de los encuestados sufrieron una pérdida por el precio de las materias primas, pese a que 65% tenía planes para responder al riesgo.

Para que las organizaciones mitiguen este riesgo, AON sugiere:

  • Utilizar derivados y otras técnicas de cobertura cambiaria.
  • Adoptar soluciones de seguros específicas para abordar las consecuencias posteriores al riesgo, para evitar la interrupción del negocio.
  • Diseñar soluciones financieras personalizadas para gestionar la volatilidad asociada.
  1. DAÑO A LA MARCA O REPUTACIÓN

De ser el 8° riesgo que enfrentan las organizaciones, la encuesta prevé que caerá al sitio 21° en 2026.

La reputación es un valioso activo intangible para el negocio. Se basa en la imagen, confianza y credibilidad ante los ojos de las partes interesadas clave. Las consecuencias de una crisis de reputación pueden ser mayores que una pérdida de ganancias a corto plazo, y algunas empresas pierden valor significativo para los accionistas. Sobre este riesgo, el estudio revela que 8% de las empresas sufrió una pérdida por daños a la marca o reputación, aunque 51% tenía planes para responder a él.

Para mitigar este daño, AON propone tanto estrategias previas como posteriores al evento:

  • Gestión proactiva del riesgo reputacional.
  • Gestión dirigida a los stakeholders.
  • Monitorear redes sociales.
  • Colaboración con expertos en la materia.
  • Aprendizaje y mejora constante.
  • Procedimientos establecidos de gestión de crisis.
  • Respuesta rápida preparada.
  • Transparencia, autenticidad y responsabilidad.
  1. NO INNOVAR O SATISFACER LAS NECESIDADES DEL CLIENTE

La encuesta de AON la ubica como 9° riesgo y pronostica que seguirá en el mismo sitio en 2026.

El riesgo de no innovar o satisfacer las necesidades del cliente ocurre cuando la empresa no responde y no se adapta a las tendencias, al mismo ritmo o superior, de sus pares. Según la encuesta, 22% de los consultados sufrió una pérdida por este desafío, aunque 56% de las empresas cuentan con un plan para responder al mismo.

El talento es clave para mitigar este impacto, sobre el que AON sugiere:

  • Adquirir talento.
  • Retener el talento.
  • Practicar el reskilling y la mejora de habilidades.
  1. AUMENTO DE COMPETENCIA

Desde el 10° riesgo más crítico, la encuesta predice que alcance el 7° lugar en 2026.

La creciente competencia es el riesgo que plantean otras organizaciones que proveen productos o servicios nuevos, existentes o sustitutos, a un mercado. El estudio dice que, 41% de las empresas tuvieron una pérdida por el aumento de la competencia, aunque 46% tenía planes para responder a la misma. 

Para aminorar el impacto de aumento de competencia, AON aconseja:

  • Adoptar una gestión de riesgos compartida para comprender qué factores y acciones podrían exacerbar el desafío y ofrecer oportunidades para crear valor.
  • Ser un buen empleador para obtener resultados favorables y promover el crecimiento.
  • Hacer un análisis cuantitativo y cualitativo para identificar las oportunidades que puedan dar forma a las ventajas competitivas a largo plazo de una empresa.

En suma, AON propone crear una estrategia sólida de mitigación de riesgos que respalde la continuidad del negocio, la innovación y la expansión. “Una consideración de la asignación de capital, amenazas cibernéticas, riesgo climático, uso de vendedores y proveedores, resiliencia empresarial y capital humano brindan conocimientos invaluables para informar estrategias y estimular la innovación”, concluye.

Deja que SINESTRY TPA atienda tus riesgos especiales. ¡Contáctanos para más información! 

1
Facebook
LinkedIn
Twitter
WhatsApp